30/04/2019

Diez profesores de la ETSA, autores de los proyectos ganadores del Premio Alejandro de la Sota de Arquitectura

Entre los galardonados está la intervención piloto sobre la principal calle comercial de Salou, en la que ha colaborado la propia Escuela de Arquitectura de la URV

Imagen de la avenida Carles Buhigas de Salou después de la implementación de la prueba piloto para reurbanizar la calle, en la que ha intervenido la ETSA. Foto: Adrià Goula.

Seis de los diez proyectos ganadores del Quinto Premio Alejandro de la Sota de Arquitectura llevan la firma del profesorado de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura (ETSA) de la URV. Más concretamente, han sido galardonados 10 profesores, dos de los cuales como miembros del grupo de investigación CRUC, que han participado en la propuesta “Salou d’Estiu. Prova Pilot”. Se trata, para la escuela, de “un éxito rotundo” porque “la ETSA se posiciona como uno de los hubs importantes de la arquitectura y del urbanismo del territorio”, explica el director de la ETSA, Pau de Solà-Morales.

En total, se presentaron 49 obras en la XI Muestra de Arquitectura de Tarragona, Bienal Alejandro de la Sota y Quinto Premio Alejandro de la Sota, que organiza el Colegio de Arquitectos de Catalunya en Tarragona. De estas se premiaron 10 en diferentes categorías, y en seis de ellas ha participado profesorado de la ETSA.

Los profesores y profesoras de la URV premiados son los siguientes:

En la categoría Rehabilitación: obras de restauración, rehabilitación o reforma, se ha premiado ex aequo al arquitecto Juan Manuel Zaguirre (profesor asociado de Urbanismo y Proyectos) por “Reforma de vivienda unifamiliar”. El jurado del premio ha valorado su capacidad de reversión de una vivienda profunda entre medianeras y con poca iluminación con una propuesta que reactiva la relación con la calle. En esta misma categoría, Arnau Tiñena y Maria Rius, ambos profesores asociados de Urbanismo y Proyectos, han sido premiados ex aequo por el “Nuevo espacio cultural en el Teatro de Torredembarra” junto con Ferran Tiñena (NUA arquitectes) y Nacho Álvarez (NAM Arquitectura ), por la reactivación de un edificio existente con una intervención puntual y con pocos recursos.

En la categoría de edificios de nueva planta de uso privado, a los profesores José Ramón Domingo (asociado de Geometría Descriptiva) y Juan Fernando Ródenas (asociado de Urbanismo y Proyectos) se les ha reconocido por la propuesta “Replicación de un módulo de 4 viviendas de Antonio Bonet en el poblado de Hifrensa “, en Vandellós y l’Hospitalet de l’Infant, por el esfuerzo de investigación, de difusión, de sensibilización de los agentes públicos y privados y las actuaciones de restauración y de nueva planta, completando la obra inacabada de Antonio Bonet.

En la categoría Espacios exteriores: espacios urbanos, parques y jardines, intervenciones en el paisaje y urbanismo, hay tres obras premiadas ex aequo, en las cuales participa profesorado de la ETSA. Por un lado, “Salou d’Estiu. Prova pilot” en Salou, los arquitectos HABITAR, grupo de investigación (UPC), Rumlab, integrado al grupo de investigación CRUC (URV), con los profesores de Urbanismo y Proyectos Inés de Rivera y Daniel Lorenzo, además de Núria Salvadó y Roger Sauquet. En este proyecto la ETSA, con la colaboración del profesorado del Departamento de Geografía y del Departamento de Antropología, Filosofía y Trabajo Social, realizó la asesoría al Ayuntamiento de Salou para identificar las causas del proceso de degradación de la avenida Carles Buigas, hizo un diagnóstico y presentó una serie de propuestas para revertir el proceso y testar la respuesta de los usuarios. El jurado ha valorado la forma en que se ha modificado radicalmente la relación entre automóviles y peatones en un espacio público mediante unos pocos elementos muy económicos y por el componente lúdico de la intervención.

Jaume Farreny (profesor asociado de Urbanismo y Proyectos) y Ramon Fité (profesor asociado de Construcción) han sido reconocidos por la obra “Pavellón entre nogales”, por la capacidad de generar espacio mediante la repetición de unos módulos de madera, que sirven de soporte expositivo y de pórticos por el ágora, y porque la intervención incluye el reciclaje y la economía de medios, que permite su desmontaje y reubicación.

Toni Gironès, profesor colaborador de Urbanismo y proyectos, ha sido premiado por la “Adecuación de los restos arqueológicos del antiguo Teatro Romano de Tarragona”, para ayudar a la comprensión de esta construcción con una intervención casi sin peso, resolviendo con un solo elemento todos los componentes de la intervención.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*