28/03/2019 Entrevista

Margarida Aritzeta, decana de la Institució de les Lletres Catalanes

Margarida Aritzeta: “Estamos volviendo a una cierta diglosia i así no favorecemos el catalán”

De izquierda a derecha el director de la ILC, Joan-Elies Adell. que ha sido sustituído por Oriol Ponsatí-Murlà; la hasta ahora consejera de Cultura, Laura Borràs; la decana, hasta el momento, de la Institució, Isabel-Clara Simó, y Margarida Aritzeta.

La escritora Margarida Aritzeta, Creu de San Jordi 2018, ha sido nombrada en marzo decana de la Institució de las Lletres Catalanes (ILC) por el Consejo Asesor de la Institución y a propuesta de la anterior Consejera de Cultura, Laura Borràs. La acompaña com director de la ILC Oriol Ponsatí-Murlà. En septiembre pasado se jubiló como profesora del Departamento de Filología Catalana de la URV, pero su actividad es imparable. En esta entrevista hace un repaso a su vida como docente y como escritora.

Felicidades por su nombramiento como decana de la Institución de las Letras Catalanas, que está adscrita al Departamento de Cultura y es punto de encuentro de asociaciones, institutos y entidades del país. ¿Qué se propone hacer desde este cargo?

Desde siempre he estado muy comprometida con la defensa de los escritores, de la literatura, desde la Associació d’Escriptors en Llengua Catalana (AELC). Estoy agradecida y satisfecha por este nombramiento, es un honor para mí sustituir Isabel-Clara Simó en una institución que viene de la República. Desde la ILC, me propongo fomentar a fondo las actividades y programas que tienen la literatura como eje central, y la lectura y la difusión del patrimonio literario catalán de todos los territorios de habla catalana.

Imagen del acto de nombramiento de la nueva decana. Foto: Departament de Cultura de la Generalitat.

Desde 1979 dio clase, primero en la Escola de Mestres y después en la Facultat de Lletres de la URV. Cómo ha sido su experiencia?

En magisterio fué una época feliz, de promociones extraordinarias de alumnos que querían saberlo todo y querían cambiar el mundo. Yo tenía, prácticamente, su misma edad. A partir de 1992 desde el Departament de Filologia Catalana, impartí Teoría de la Literatura y Literatura Comparada y fué una época de cambios de perspectivas profesionales, de exigencia académica y de efervescencia: de estudiar la literatura del exilio, de organizar encuentros de escritores, de hacer másters especializados … Los estudios han ido cambiando, y he tenido de todo tipo de estudiantes: apáticos, brillantes… Pienso que falta capacidad crítica, espíritu de esfuerzo, competitividad sana … pero su ventaja es que son jóvenes y tienen toda la vida por mejorar.

Creo que, actualmente, la literatura catalana tiene una mala salud de hierro

Mientras, en paralelo, se desarrollaba su carrera literaria. ¿Por qué empezó a escribir? Cómo ve la literatura catalana hoy?

En realidad yo quería ser artista, pintora y escultora, y nunca me había planteado escribir. Pero en 1979 en Madrid me presenté a las oposiciones para profesora de secundaria y en el colegio mayor donde estaba, para distraerme y desconectar, empecé a escribir relatos; el escritor Joaquim Carbó me animó y ahí empezó mi doble vida, la académica y la literaria. Mis hijos fueron el motivo de hacer literatura juvenil, quería escribir algo que ellos pudieran entender; y también muy pronto me adentré en el género negro, que era mi literatura de relax. Creo que no hay ningún género menor, ni historias que sean más fáciles de explicar … Creo que actualmente, la literatura catalana tiene una mala salud de hierro. Se amontonan nuevos títulos y títulos, pero tienen una vida muy corta. Encararemos Sant Jordi con espíritu positivo.

Homenaje a la escritora en el festival Tiana Negra.

Y cuál es el estado de la lengua catalana?

Vivimos un estado de cierta diglosia, de personas “cosmopolitas” que dicen que se abren en el mundo leyendo en diferentes idiomas, y dejan el catalán en un plano secundario. Si la lengua no se utiliza, se marchita y se muere.

Además de decana de la IEC ¿qué hace actualmente, en su jubilación?

Coordino dos clubes de lectura, el de novela negra de la Biblioteca Pública de Tarragona y el Club de Lectura de Ullastrell. Hago conferencias sobre mis libros en clubes de lectura a los que me invitan, soy cocomisaria del 5º Festival “El vi fa sang” de Espluga de Francolí, soy miembro del Consejo Redactor de la revista Serra d’Or