27/02/2018

El Girls’ Day atrae 180 estudiantes de ESO para despertarles la vocación ingeniera

Las chicas participan en talleres experimentales y una mesa redonda con alumnas de las Escuelas de Ingeniería e Ingeniería Química hoy y el 20 de marzo en la séptima edición del evento

Dues de les noies participants al tallers.

La Escuela Técnica Superior de Ingeniería (ETSE) y la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Química (ETSEQ), junto con el Observatorio de la Igualdad, han abierto hoy sus puertas en el campus Sescelades, y volverán a hacerlo el 20 de marzo, a 180 chicas estudiantes de tercero de la ESO entre ambos días para mostrarles todo aquello que se puede hacer desde la ingeniería para responder a los retos de la sociedad. El objetivo de la jornada, que ya va por su séptima edición, es despertar la vocación ingeniera de las chicas, puesto que se trata del ámbito de conocimiento de la Universidad con una menor proporción de mujeres entre su alumnado: ellas son el 17% del total de personas matriculadas en los diferentes grados de ingeniería, en cambio los chicos son el 83%.

Las estudiantes han asistido al Girls’ Day hoy desde diez centros de secundaria de la demarcación de Tarragona para ver cómo es la profesión de las ingenieras y cuáles son las titulaciones que pueden cursar en la URV. Y el 20 de marzo participarán diez institutos más. Por eso, ETSE y ETSEQ han organizado talleres experimentales que han permitido a las chicas aprender las utilidades de la impresión 3D, cómo preparar cápsulas de polímero, también han entrado en la cocina para comprobar las reacciones químicas que se producen en los alimentos, y han descubierto las posibilidades que ofrece el Big Data, el móvil o la robótica. Las chicas también han podido escuchar la experiencia de una alumna del grado de Ingeniería Mecánica y una ex alumna del grado de Ingeniería Electrónica que actualmente trabaja en la compañía Lear.

Uno de los talleres muestra el funcionamiento de una mano biónica.

Las diferentes actividades que se han llevado a cabo esta mañana en el campus Sescelades están diseñadas para mostrar a las estudiantes de ESO la presencia de mujeres profesionales en la ingeniería y la tecnología, ya que la falta de referentes femeninos, los estereotipos de género y la segregación del trabajo por sexos son algunos de los motivos de la desproporción entre hombres y mujeres en los ámbitos técnicos.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*