08/09/2015

Se retoman las excavaciones arqueológicas en la Catedral de Tarragona

Los trabajos se realizan en dependencias anexas al claustro para continuar investigando cómo era el recinto de culto romano, buscando los espacios que rodeaban la plaza de culto del emperador. Se excava en el interior de la antigua sala I del Museo Diocesano de Tarragona, para documentar el ábside noroccidental del antiguo recinto. Los trabajos han empezado el día 3 de septiembre y finalizarán durante la primera mitad de octubre

La Catedral de Tarragona, en la zona más alta de la ciudad, ocupa el espacio de la antigua acrópolis tarraconense.

Los trabajos forman parte del Proyecto de Investigación Arqueológica en el recinto de culto de la sede del Concilium Prouinciae Hispaniae Citerior. Tarragona (Tarragonés) 2014-2017, promovido y financiado por el Instituto Catalán de Arqueología Clásica (ICAC) y el Museo Bíblico Tarraconense del Arzobispado de Tarragona, con el apoyo del Departamento de Cultura de la Generalitat.

La intervención de este año consiste en una primera excavación arqueológica en el interior de la antigua sala I del Museo Diocesano de Tarragona, con el objetivo de documentar íntegramente el ábside noroccidental del recinto de culto. Se espera poder documentar en planta la exedra semicircular o espacio cubierto por una semicúpula, que rodeaba el espacio de culto del emperador, de la segunda mitad del siglo I dC incluida en un cuadro aproximado de unos 25 m2. Se conserva íntegramente la puerta de acceso, desde lo que era la gran plaza del área sacra y ya se habían encontrado indicios de ello en el marco de la realización del Plan Director de Restauración. En la zona se buscarán posibles huellas de los elementos de culto al emperador romano e indicios de la reocupación medieval durante la construcción de la Catedral. En este sentido, los trabajos deben contribuir a profundizar en el conocimiento del proceso de transformación urbanística e ideológica de la acrópolis tarraconense, desde la etapa romana hasta el periodo medieval.

Lo que ahora se plantea, pues, es mantener una continuidad en la investigación, extendiendo el área de actuación en la parte más alta de la acrópolis de la ciudad, la acrópolis superior, rodeada por la muralla tardorepublicana y urbanizada con la construcción del recinto de culto del Concilium Prouinciae. La mayor parte de la actuación será en espacios de propiedad arzobispal.

En la excavación colaboran la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la URV, el Grado de Ingeniería Topográfica y Geodésica de la Escuela Politécnica Superior de Arquitectura de Barcelona, ​​el Equipo de Investigación Arqueológica y Arqueométrica de la UB, la Asociación Cultural Sant Fructuós y Leica Geosystems. Este nuevo proyecto es la continuación de la investigación llevada a cabo en el interior de la nave central de la Catedral entre los años 2007 y 2011.

En este recinto anexo a la Catedral es donde se excavará.
En este recinto anexo a la Catedral es donde se excavará.
El sentido de las excavaciones

Antes de que los rascacielos contemporáneos rompieran el skyline de las ciudades modernas, las partes más elevadas siempre habían constituido el lugar de más prestigio de toda comunidad urbana. Lo que se conoce como acrópolis ejemplifica la escenografía del poder en cada ciudad, y es el testimonio vivo de cada una de sus historias y transformaciones.

Este proyecto pretende avanzar en la resolución de los interrogantes históricos que aún rodean la acrópolis de Tarraco, uno de los lugares más importantes para entender la historia de Hispania entre la etapa romana y el periodo altomedieval.

El lunes, 7 de septiembre se ha presentado la campaña en los medios de comunicación en la misma Catedral. Han intervenido Joan Gómez Pallarès, director del ICAC, Andreu Muñoz, arqueólogo del Capítulo Catedralicio/Arzobispado de Tarragona e investigador adscrito al Instituto; Josep M. Macias, investigador del ICAC y Imma Teixell, investigadora adscrita también al ICAC.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*