15/02/2021

CONNEKT analiza las políticas de prevención del extremismo violento de ocho países de la zona MENA y de los Balcanes

Un nuevo estudio explica cómo se aborda actualmente el fenómeno en ocho países: Egipto, Marruecos, Jordania, Túnez, Bosnia y Herzegovina, Kosovo, Macedonia del Norte y Bulgaria. Hasta 18 expertos de estos países han participado en esta investigación del proyecto internacional CONNEKT, en el que participa la Cátedra UNESCO de Diálogo Intercultural en el Mediterráneo de la URV

CONNEKT, en el que participa la Cátedra UNESCO de Diálogo Intercultural en el Mediterráneo de la URV, ha publicado un estudio sobre las estrategias y los enfoques nacionales para abordar y prevenir la radicalización y el extremismo violento en Egipto, Jordania, Túnez, Marruecos, Kosovo, Macedonia, Bulgaria y Bosnia y Herzegovina.

El estudio consta de un informe para cada país donde se evalúa el peso que se otorga a los factores sociopolíticos en los planteamientos actuales sobre radicalización y extremismo violento de las personas jóvenes en particular. También explora cómo las aproximaciones a la prevención salidas desde el ámbito local y comunitario pueden complementar estas estrategias de prevención.

Los informes de los ochos países que forman parte del estudio ofrecen una amplia información sobre las políticas nacionales, iniciativas y principales agentes relevantes de cada país y ofrecen una panorámica sobre las estrategias de prevención de cada región. También hace patente el déficit de investigación que hay sobre este fenómeno en estos países.

Hasta 18 colaboradores de la zona de los Balcanes y de los países de la región MENA han trabajado en un estudio que constituye un nuevo paso para el proyecto CONNEKT, que empezó a principios de 2020 y que ahora podrá analizar y comprar diferencias y elementos comunes entre la región MENA y los países de los Balcanes y también entre las regiones.

El proyecto CONNEKT

CONNEKT es un proyecto que analiza siete posibles factores y las interacciones entre ellos, que pueden llevar a la radicalización de jóvenes (entre 12 y 30 años) en ocho países de Magreb, Oriente Próximo y los Balcanes. Estos factores son: la religión, la digitalización, la privación económica, las desigualdades económicas, las dinámicas transnacionales, las demandas sociopolíticas y las oportunidades educativas, culturales y de ocio. El proyecto evalúa los factores que pueden ser motivo de radicalización a nivel global/estatal, comunitario e individual.

A partir de los resultados, el proyecto recomendaría herramientas y medidas para la prevención del extremismo violento desde una perspectiva social y comunitaria tanto en los países de estudio como en los países de la Unión Europea.

La Cátedra UNESCO de Diálogo Intercultural en el Mediterráneo de la URV forma parte del consorcio que lleva a cabo el proyecto, que empezó en febrero de 2020 y está financiado por el programa de la Unión Europea Horizon 2020 de Investigación e Innovación.

Podéis consultar el estudio completo en la web de CONNEKT.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*